jueves, 27 de agosto de 2009

CUÉNTALE UN CUENTO


Siempre me gustó leer cuentos.
... Y contarlos.
Los cuentos son para ser compartidos.

Seguro que algún cuento de los que te han contado, por cualquier motivo, no extraño para ti, te dejó una huella imborrable.

A alguien le oí decir una vez que los cuentos tienen la virtud de dormir a los niños,
y por el contrario,
nos ayudan a los adultos a mantenernos despiertos.

Los cuentos son experiencias, vividas o no, con las que nos identificamos.
Aprendemos de ellos a manejar emociones, como la alegría, la tristeza,
las crisis de ira, ...
Sentimientos, como el dolor o la soledad.
Y valores, como la amistad.
En ocasiones, son un verdadero bálsamo para nuestras heridas.

Pero lo que más me atrae de los cuentos es que parecen estar escritos
para ser leídos a los demás. Para ser compartidos.
Fantástico verbo : COMPARTIR

No necesariamente sólo a los niños.
¿ Cuánto tiempo hace que no le lees un cuento a tu padre ?
¿ O a un amigo ?
¿ O a tu pareja ?
¿ Lo has hecho alguna vez ?

Cuando lees un cuento a otra persona, le estás dando dos mensajes básicos:
el propio contenido del cuento y su moraleja.
Y un segundo mensaje de cariño, de ternura, de amistad, de amor ...
Estás consumiendo tiempo para el otro/a , tiempo compartido de relación.
Y lo haces porque tu o tus " escuchantes " son importantes para ti.

En el caso de los niños, numerosos estudios han demostrado que,
es doblemente importante este segundo mensaje relacional,
que tienen los cuentos contados,
especialmente si viene de los padres,
porque le estás ayudando a aumentar su autoestima y fortaleza.
Se sienten más queridos, más valorados.

Además, si el oyente es un niño, aprenderá por ósmosis
la importancia de la lectura y el estudio en la vida,
de lo que le puede aportar.

Los cuentos son importantes a lo largo de toda la vida.
Si eres adulto no dejes de leer cuentos.
Es mentira que estén editados sólo para los niños.
No olvides que la mente de las personas, con cualquier edad,
necesita dejarse llevar por la fantasía.

¡ REGALA CUENTOS !
y lee cuentos a la gente que quieres.