viernes, 6 de abril de 2012

SENTIDO DEL HUMOR


"Los profanos en estas cosas se sentirán sorprendidos
al saber que en el campo de concentración
había sentido del humor.
El humor es una de las armas
con las que el alma lucha por su supervivencia.
Yo mismo entrené a un amigo que trabajaba a mi lado
inventando cada día historias divertidas sobre algún incidente
que pudiera suceder al día siguiente a nuestra liberación..."

Viktor E. Frankl
El hombre en busca del sentido, 1946

El sentido del humor nos protege de los acontecimientos estresantes
de nuestro entorno, y nos genera el principal de los equilibrios necesarios
en las personas: el equilibrio emocional.

El sentido del humor nos permite de una forma diferente acercarnos a las contrariedades que la vida pone ante nosotros, disminuyendo la intensidad de las mismas o incluso cancelando parte del dolor que nos podrían producir

El sentido del humor es un purgante psicológico,
decía sabiamente Rojas Marcos.
La piel la protegemos del sol con cremas de protección solar elevada;
de la misma forma el sentido del humor es un bálsamo protector
de nuestro estado de ánimo. Nos ayuda a recuperar energía, entusiasmo, ilusión, ...
Y lo mejor: nos libera de la auto-generación de falsas obsesiones destructivas
en forma de pensamientos negativos sobre la observación de la realidad.

Sentido del humor y pensamiento positivo están íntimamente unidos.
No podría ser de otra forma...
Ya lo había dicho Charles Darwin en 1872, cuando publicó su tratado sobre
la expresión de las emociones. Demostraba que las expresiones internas dejan un
determinado semblante en nuestro rostro.
Numerosos estudios científicos han confirmado esta idea relatada por Darwin.
Es más, incluso emociones fingidas artificialmente por nuestro rostro
nos pueden hacer cambiar el sentir interior y el estado emocional.
Ya sabéis el cerebro no distingue lo virtual de lo real.
Utiliza los mismos sistemas biológicos en ambos casos.
Por eso cuando te sientas mal prueba a silbar una melodía que te guste,
mira hacia el cielo, levanta los hombros, pon una sonrisa, ... ¡Esto ayuda!

Por otro lado, con frecuencia veo a gente, compañeros de profesión incluso,
hablando y predicando a toda voz sobre la importancia del pensamiento positivo,
pero al tiempo no son capaces de reír ni una sola vez al día, su semblante es tenso,
miran con dureza, no aguantan fácilmente una broma,
observan despectivamente bajo juicios de valor negativos la realidad.
Predicar y hacer viven en casas diferentes para ellos.
¡ Una pena !

El sentido del humor nos libera del estrés, de la tensión acumulada en el día.
Termina tu jornada riendo y con sentido del humor;
agradeciendo todo lo que has vivido, las experiencias positivas y no tan positivas
con las que has tenido que enfrentarte.
Y Empieza el día también con un agradecimiento a lo que está por llegar,
con los brazos abiertos a lo que has planificado y a lo desconocido, inesperado.

El sentido del humor te oxigena. Te da vida.
Quita tensión a los músculos, especialmente los del rostro,
y te genera jovialidad, atrae a los demás,
te desapega de los hechos cotidianos sin sentido.
Y en definitiva,

TE ALEGRA LA VIDA


1 comentario:

Aladroc dijo...

Es una forma de verlo. A mi me gusta mas la expresion "optimismo" siguiendo un poco la estela de Emilio Duró.
Aunque a veces tengamos que parar cinco minutos para pensar en nosotros mismos, yo paso diez minutos mirando a los demas. Suele ser un ejercicio educativo y me pregunto muchas veces como puedo explicar a una persona sin trabajo y con tres hijos, que tiene que ser optimista para salir del bache.
Si le digo que tenga sentido del humor, me echa directamente a los perros.